Orthetrum brunneum

 Orthetrum brunneum

Hembra andromorfa de O.brunneum.

 Orthetrum brunneum

Orthetrum brunneum. Hembra madura.

Entre los meses de junio y agosto Orthetrum brunneum puede observarse en zonas con buena insolación y con aguas tranquilas, tales como corrientes lentas, zonas remansadas de los ríos,  aguas estancadas. No es una libélula muy abundante, sus colonias tienen pocos ejemplares. Los machos son muy agresivos y territoriales con otros machos de su misma especie. Desde una piedra o rama vigilan su territorio que suele ser una tramo de unos 10 metros para lanzarse a expulsar a los machos rivales.

Alguna hembras, al igual que ocurre en otras especies de odonatos, son capaces de adoptar los colores y forma propia de los machos -hembras andromorfas-. Cambian su color ocre amarillento por el azul, con lo que consiguen estar menos hostigadas por los incesantes y bruscos intentos de los machos para copular con ellas. Curioso y eficaz mecanismo que les permite una vida más sosegada. ÁNGEL SÁNCHEZ CRESPO  para GUADARRAMISTAS

 Orthetrum brunneum

O. brunneum. macho.