Salvia verbenaca, gallocresta

 Salvia verbenaca, gallocresta

Salvia verbenaca.

 

Salvia verbenaca es una herbácea que llega a alcanzar los 80 cm de altura. Se le atribuyen tantas propiedades medicinales que su propio nombre derivado del latín significa curar o sanar.

Comúnmente se denomina a Salvia verbenaca de distintas formas: gallocresta, verbenaca, hierba del ciego o hierba de Santa Lucía. Es una de las primeras plantas en aparecer después del invierno, ya desde el mes de marzo está presente en nuestros campos y permanece hasta el mes de junio. Entre septiembre y noviembre se produce una nueva floración. Crece en terrenos secos, algo pedregosos, en bordes de caminos y en campos de cultivo.

Existen diferentes especies de salvia que son usadas todas ellas con fines medicinales. La que posee principios más activos es Salvia officinalis, las otras especies también tienen las mismas propiedades pero algo menos acentuadas.

Entre las propiedades medicinales que de forma común pueden atribuirse a las especies del género Salvia, incluyendo a Salvia verbenaca, destacan sus efectos estrogénicos, lo cual ayuda a las mujeres en la menopausia a aliviar la sudoración y los sofocos. También es un buen antiséptico como tratamiento de la gingivitis y las dolorosas aftas que surgen en el interior de la boca. Alivia el prurito de las picaduras de insectos y actúa como hipoglucemiante reduciendo el azúcar en sangre. En gargarismos reduce la irritación de garganta, y se dice que actúa como antioxidante.

Entre las contraindicaciones de la salvia hay que mencionar que en dosis altas puede provocar convulsiones, que tiene un ligero efecto abortivo y que del mismo modo que disminuye la sudoración, también hace menos abundante la secreción salival. En el caso de mujeres lactantes, la ingesta de salvia puede reducir la secreción láctea.

La infusión de salvia para lavar los ojos quizá sea lo que le proporcione algunos de sus nombres comunes como son hierba del ciego o hierba de Santa Lucía –Santa Lucía es la patrona de los invidentes-. En algunas zonas de Castilla y León se usaba el mucílago que forman sus semillas remojadas en agua para extraer partículas introducidas en los ojos.

Finalmente hay que mencionar el uso de la salvia, también de Salvia verbenaca, como hierba aromática, a veces usada sola o en compañía de tomillo, orégano o romero. ÁNGEL SÁNCHEZ CRESPO  para GUADARRAMISTAS